Qué hacer en caso de robo en tu viaje: tarjetas, móvil, documentación…

Viajar es uno de los momentos más apasionantes y más ilusionantes que existen porque es una actividad de ocio vinculada al descanso ya las vacaciones después de largas y duras etapas de trabajo.

Cuando ya hemos hecho todos los trámites para organizar un importante viaje, como por ejemplo la compra de billetes de avión, tren, autocar etcétera, o la puesta de vacunas para un viaje hacia un país exótico así cómo contratar un buen seguro de viaje, todo debe salir muy bien.

Al menos es lo que todos deseamos y lo que menos pensamos a la hora de disfrutar pero hay que tener siempre la mente preparada para todo tipo de imprevistos.

El menos deseado es el de sufrir un robo. El principal problema es cuando nos roban documentación, móviles, tarjetas bancarias, y también pertenencias personales de gran valor ya sea por el coste dinerario que supusieron o por el valor sentimental que tienen para nosotros.

En referencia a la pérdida de documentación, sobre todo del pasaporte, debemos tener en cuenta que es un grave problema máxime cuando hemos viajado al extranjero y si se trata de un país que no está asociado a nuestra nación de origen. No es lo mismo perder el pasaporte en un país europeo que hacerlo en un país lejano de Asia o África. En ese caso, lo mejor es acudir a la embajada española o consulado. Antes de viajar comprueba dónde está nuestra embajada en ese país. Cuidado especial si vas como mochilero a países exóticos y lejanos.

El otro gran objeto que podemos perder es nuestro móvil. Aparte de su coste dinerario, nos supondrá un quebradero de cabeza por la pérdida de datos personales, así como contraseñas y posibles aplicaciones vinculadas a bancos y otros accesos íntimos de los que no podemos prescindir y a los que no podemos arriesgarnos a un acceso no permitido.

En caso de sufrir un robo de equipaje, debemos pensar que había en él. A la hora de reclamarlo con nuestro seguro es importante detallar que es lo que contenía y el valor del mismo.

La otra gran pertenencia personal que podemos perder y que es un importante problema es la pérdida de tarjetas bancarias que llevamos con nosotros en el viaje. Lógicamente, para hacer pagos, estas tarjetas internacionales como Visa o Mastercard, entre otras, suponen una ventaja a la hora de poder hacer compras y pagos en el extranjero ya que, aunque se recomienda llevar dinero en efectivo, incluso ya cambiado a la moneda del país al que viajamos, siempre podemos quedarnos cortos en el monedero y tiramos mejor de tarjeta. Lo que hay que hacer en estos casos de pérdida o robo es proceder a cancelar tarjeta.

No es necesario decir que es una situación muy grave porque pueden hacernos un gran agujero en nuestra cuenta del banco.

Por último, si hemos perdido algún objeto personal por robo o pérdida, como por ejemplo un reloj importante, joyas, etcétera, podemos notificar a la policía local de ese país su sustracción o desaparición.

En todo caso, es conveniente haber contratado un seguro de viaje que nos cubra hasta una cantidad y podernos hacer cargo de la compra nueva de los objetos que lo sustituyan de cara al futuro.

De todos modos, no hay que pensar solo en estas cosas, sino simplemente tenerlas en cuenta a la hora de emprender el gran viaje que tanto nos apetece para desconectar del día a día. Por supuesto tener la cabeza en su sitio no nos tiene por qué hacer olvidar lo divertido que es viajar, conocer nuevos sitios, disfrutar de las gentes de esos países y desconectar sin pensar de forma negativa. ¡A disfrutar!

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*